El miedo es la causa de la dependencia emocional. Cuando una persona no se ha tomado en serio la responsabilidad de entenderse a sí misma, sus emociones, y sus necesidades, se debilita psicológicamente, y acaba por responsabilizar de todo ello a las personas que le rodean. Estas personas son con frecuencia a la vez, aquellas que más bien han hecho a la persona dependiente, por lo que son las que menos se merecen esta excesiva carga. Cuando hablamos de dependencia emocional, tratamiento y dedicación, son el único modo de desenganchar ser gradualmente de la adicción psicológica a otras personas. En estos casos la terapia psicológica individual ayuda enormemente. Pero el tratamiento de la dependencia emocional es un trabajo que no empieza y termina en el gabinete de psicología. Para superar la dependencia emocional tenemos que trabajar de forma continuada sin descanso. Éstos son 5 ejercicios prácticos para tratar la dependencia emocional:

  • Saber disfrutar de la soledad sin miedo: las personas que dependen emocionalmente de otras, suelen encontrarse incómodas cuando están a solas. Como no manejan bien sus emociones, encontrarse a solas con sus sentimientos, no les resulta nada agradable. Además con frecuencia tienen un pobre concepto de sí mismas, rayano en el complejo de inferioridad. Por este motivo no cultivan su personalidad, lo que limita la riqueza de su vida interior, y literalmente, se ven empujadas al aburrimiento y al ostracismo, cuando no están acompañadas de personas emocionalmente autónomas, con una fuerte personalidad, que saben cómo disfrutar y entretener a los demás. Durante la dependencia emocional, tratamiento y terapia sirven para ayudarnos a dejar de buscar la satisfacción de nuestras necesidades en el lugar equivocado. El tratamiento de la dependencia emocional nos permite superar nuestras debilidades y reforzar nuestros talentos, para que así dejemos de huir de nosotros mismos. El único modo de superar la dependencia emocional, es reforzar nuestra personalidad, aprender a valorarnos, y demostrarlo sabiendo disfrutar de nosotros cuando estamos a solas.
  • Conócete a ti mismo: cuando no te conoces a ti mismo acabas por depender de que los demás te reconozcan, y de la imagen que ellos tengan de ti. Si las personas que te rodean creen que eres una persona débil, te lo harán saber, y si no te conoces bien, o no te valoras lo suficiente, acabarás por creerte que realmente eres una persona débil. Por supuesto que es importante saber incorporar la opinión de los demás en tu aprendizaje, cuando ésta es sincera y bienintencionada. No hay que cerrarse a la opinión de los demás, porque a veces nos sirve para ver lo que nosotros mismos no podemos. Para superar la dependencia emocional, tienes que saber quién eres en realidad. De lo contrario acabas por depender de las imágenes equivocadas que tienes de ti, y que los demás tienen de ti. Imágenes que no refleja la realidad, porque no te has tomado la molestia ni el esfuerzo de conocerte de verdad, de entender tus necesidades. Una persona es algo más que una idea, una persona forja su personalidad.
  • No exijas demasiado las personas que te rodean: cuando dependes emocionalmente de algo o de alguien, y te das cuenta, puede ser que intentes superarlo de forma brusca, y con frecuencia lo único que consigues es sustituir una dependencia o adicción por otra diferente. Como la persona que tras una ruptura sentimental con una pareja de la que dependía emocionalmente, sustituyó su adicción psicológica, por la adicción al alcohol. Cuando te das cuenta de tu dependencia emocional, tratamiento terapéutico, autoconocimiento y reconciliación contigo, son los puntos sobre los que deberías apoyarte a partir de ahora para ser tú mismo. De no hacerlo, seguirás poniendo cada vez más presión y exigencias sobre las personas que te rodean, y especialmente sobre la persona en la que más confíes. Si no superas tu dependencia emocional esto puede acabar por estropear la relación que tienes con quienes te rodean. Llegado un cierto punto, la confianza puede acabar por convertirse en chantaje emocional, en obsesión, en posesión, incluso un abuso.
  • Seguridad en ti: dependes emocionalmente de otra persona, cuando tu sensación de seguridad, y el cariño que necesitas, dependen exclusivamente de esa persona. Cuando no tienes confianza en ti, ya no te atreves a dejar que estas necesidades importantes dependan de ti mismo. Empiezas a creer que estarás más seguro si dejas que otra persona se encargue de estas necesidades. Pero estas son necesidades personales. No es saludable que las delegues en otras personas. No es saludable para ti ni es saludable para esas otras personas. Ya que tú te debilitas psicológicamente, y esas otras personas tendrán que soportar una presión psicológica añadida, además de hacerse cargo de sus propias necesidades emocionales.
  • Acepta tus responsabilidades: que te hagas cargo de tus necesidades, te ayuda a conocerte a ti mismo. Las necesidades son la causa de los sentimientos o las emociones. Entender tus necesidades es el primer paso para aprender a manejar tus emociones de forma inteligente. No debes tener miedo a la hora de aceptar la responsabilidad de ti mismo. El esfuerzo que hagas te proporcionará orgullo, ánimo, y motivación, y hará que te conviertes en una persona más calmada, relajada, y segura de sí misma. Cuando afrontamos nuestra dependencia emocional tratamiento y motivación son imprescindibles para reforzar nuestra personalidad.

Se da la paradoja, de que cuando consigas superar la dependencia emocional, cuando por fin seas una persona que confía en sí misma y hagas relucir lo mejor que tienes, te convertirás en una compañía muy agradable. Ahora atraerás la admiración de otras personas, hasta el punto de que entonces tendrás abundancia de todas aquellas atenciones. Atenciones de las que antes carecían o bien que a pesar de no carecer de ellas, nunca eran suficientes, pero de las que ahora no dependes emocionalmente.

AUPLADependencia EmocionalEl miedo es la causa de la dependencia emocional. Cuando una persona no se ha tomado en serio la responsabilidad de entenderse a sí misma, sus emociones, y sus necesidades, se debilita psicológicamente, y acaba por responsabilizar de todo ello a las personas que le rodean. Estas personas son...Health is Wealth. Nutrition, Rehabilitation, Sport, Sustainability, Wisdom, Entertainment. Health First. La Salud es lo Más Importante.